Llegó el momento de trabajar

 

El mundo entero paralizado, la humanidad sumergida en el miedo y recluida, todos al mismo nivel, mientras la Tierra se recompone, descansa y toma aliento para su próximo paso.

Es en este momento caótico cuando debemos empezar a realizar el propósito por el cual estamos aquí.

Es muy posible que caigamos en la separación pensando que hay dos energías contrarias enfrentadas, buscando el origen incierto, oculto y escondido de cuanto acontece en estos días. Es muy posible que caigamos en el miedo a la enfermedad y nos sumerjamos en un mundo de remedios, medicinas, alimentos, etc que nos puedan ayudar. Es muy posible que caigamos en la impotencia y en la frustración y tendremos que trabajarla interiormente.

Lo verdaderamente importante es que Todo está bien  y Todo sucede para el bien mayor de Todos.

Si esta premisa está anclada en tu corazón entonces empezarás a observar todo lo positivo que las circunstancias actuales ofrecen pero también observarás cuál es tu cometido y para qué estás en este momento aquí, en esta ciudad, en este barrio, en este bloque.

Te has estado preparando para ser el sostén de tu familia, de tus amigos, de tus vecinos, de tus conocidos de barrio. Aportando calma, confianza, tranquilidad y seguridad en el proceso. Aportando una sonrisa llena de amor con quien te cruzas por la calle o en el supermercado. Dejando ver otra forma de vivir la vida desde otra perspectiva. Aconsejando cómo afrontar desde otra polaridad esta situación y de cómo eliminar el miedo de tu mente y de tu cuerpo, de cómo la mente es tan poderosa que puede cambiar el miedo por valor, la impotencia por poder, la frustración por éxito, la pena por alegría, la tristeza por felicidad, el estrés por calma….

No indagues más en los orígenes oscuros de lo que está sucediendo, no sigas el recuento de infectados por coronavirus, no incursiones en los miles de videos que hablan de impotencia, de masificación en hospitales. Simplemente sé consciente de que todo existe pero no lo mantengas en tu mente ni en tus emociones. Aporta a la comunidad lo que realmente puedas aportar: ayudando a tus vecinos o familiares cercanos pero no te involucres en dires y diretes que solo hablan de separación entre la humanidad, que solo trasmiten ira, incomprensión, frustración y miedo.

Todo tiene un fin positivo y en su debido momento saldrá a la luz.

2 pensamientos en “Llegó el momento de trabajar

Comentar

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s